viernes, 12 julio, 2024

Síndrome de Estocolmo: cómo se vincula este síndrome con la realidad argentina?

21 de diciembre de 2023 – 22:15

En un contexto de fuertes medidas económicas anunciadas por el presidente Javier Milei, las calles se llenaron de protestas y cacerolazos. En este escenario, Milei sorprendió al mencionar el «Síndrome de Estocolmo» para referirse a los manifestantes. Pero, ¿qué es realmente este síndrome y por qué lo mencionó el presidente argentino?

image.png

Síndrome de Estocolmo: ¿cómo se vincula este síndrome con la realidad argentina?

Síndrome de Estocolmo: ¿cómo se vincula este síndrome con la realidad argentina?

¿Qué dijo Milei sobre el Síndrome de Estocolmo?

Pocas horas después de anunciar un Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) para desregularizar la economía argentina, Milei expresó en radio Rivadavia: «Puede ser que haya gente que sufre el Síndrome de Estocolmo. Básicamente están abrazados y enamorados del modelo que los empobrece». El presidente sugirió que algunos ciudadanos defienden un modelo que los perjudica, una analogía que despierta interrogantes sobre la conexión entre este síndrome estudiado desde la psicología y la realidad argentina.

¿Qué es el Síndrome de Estocolmo?

El síndrome se origina en 1973, cuando una mujer, tomada como rehén en un banco en Estocolmo, Suecia, desarrolló afecto por su secuestrador. La Asociación Americana de Psicología lo define como la lealtad del cautivo hacia el secuestrador. Milei hace una analogía entre este síndrome y la relación de algunos ciudadanos con políticas económicas.

image.png

Síndrome de Estocolmo: ¿cómo se vincula este síndrome con la realidad argentina?

Síndrome de Estocolmo: ¿cómo se vincula este síndrome con la realidad argentina?

Vínculo afectivo agresor-víctima

La víctima desarrolla un vínculo afectivo como mecanismo de protección, ignorando el lado negativo del captor. Según el médico psiquiatra Enrique De Rosa Alabaster, este síndrome se relaciona con distorsiones cognitivas, patrones de pensamiento inexactos que interpretan la información de manera sesgada.

Distorsiones cognitivas y negación. Distorsiones como la negación, minimización y racionalización son ejemplos. La negación, una coraza ante realidades intensas, es un mecanismo de defensa que permite ignorar situaciones desfavorables. Este fenómeno puede aplicarse a diversos contextos, desde secuestros hasta la defensa de modelos económicos.

Manifestaciones actuales del síndrome. Milei, al mencionar el Síndrome de Estocolmo, sugiere que algunos defienden políticas que los perjudican. Aunque el síndrome se originó en secuestros, hoy se vincula con diversas situaciones, incluyendo abuso sexual, violencia de género y terrorismo.

El Síndrome de Estocolmo no se diagnostica fácilmente y carece de un tratamiento específico. La psicoterapia se centra en aliviar síntomas traumáticos, como ansiedad y depresión, ayudando a comprender el comportamiento y desarrollar mecanismos saludables./Infobae.

Más Noticias

Noticias
Relacionadas

Ciudad: cortan un tramo de la calle San Juan por dos meses

La empresa provincial AYSAM avanza en los trabajos de recambio de...

Dólar hoy, dólar blue hoy: a cuánto cotiza este viernes 12 de julio

Dólar mayoristaVenta$920,00EuroCompra$971,22Venta$1038,8617.18 | Dólar hoy: ¿a cuánto cotiza el...

El divertido video del hijo de Frank Fabra antes de la final de la Copa América

Dereck Fabra fue tendencia en las redes sociales por...