Tras la victoria de Milei, otra vez filas para cargar nafta: Sabemos que todos los precios van a aumentar

«Las colas no son de ahora, pero uno a veces prefiere aprovechar días como hoy, cargar y tener para la semana. Sabemos que todos los precios van a aumentar, y si se puede llenar el tanque, se llena», dice Delia, una de las conductoras que aguarda en la larga fila de autos que quieren cargar nafta en la YPF ubicada en el cruce de las avenidas Montes de Oca y Martín García.

En medio del feriado y tras la victoria en el balotaje de Javier Milei, líder de La Libertad Avanza, las especulaciones sobre los aumentos de precios no tardaron en llegar. Eso se suma a los dichos del presidente electo sobre la privatización de YPF y los problemas de desabastecimiento de combustibles en estaciones las semanas previas al balotaje. En la YPF de Avenida Del Libertador y Tagle, sede del Automóvil Club Argentino (ACA), también había filas.

La fila sobre la avenida Martín García atraviesa la calle Isabel la Católica. La estación tiene pocos surtidores y la hilera de autos avanza como puede, pero nunca se acaba. La espera es de más o menos unos quince minutos. Los precios, en la esquina, muestran: Super $ 272, Infinia $ 349, Infinia Diesel $ 398, Diesel 500 $ 292.

Entre los conductores que quieren cargar nafta, hay algunos como Alexis que remarca la necesidad de hacerlo porque «no se sabe cuánto puede aumentar en estos días, o mañana».

«Si bien acá hay fila todos los días, puede haber una vinculación con lo que pasó ayer (por la victoria de Milei). Porque mañana no sé a qué precio va a estar todo. Tengo familiares que trabajan en esos temas y me dicen que mañana probablemente a las 9 de la mañana se dispare el dólar y haya una corrida. Yo lo cargo hoy porque aprovecho para toda la semana. Si puedo llenarlo, lo lleno», comenta.

Daniel, otro conductor que se acercó para cargar porque tiene un viaje largo que hacer al interior, enfatiza en que el problema con las largas colas viene desde hace, al menos, dos semanas, cuando la escasez de combustibles que empezó en el interior del país llegó a la Ciudad.

Fila de más de una cuadra en la YPF de avenida Montes de Oca y Martín García para cargar nafta.Fila de más de una cuadra en la YPF de avenida Montes de Oca y Martín García para cargar nafta.«En todas las estaciones de servicio se ve que la gente no espera. Yo, por ejemplo, tengo medio tanque. Desde que faltó ese primer día, hay cola siempre. Ese día nos dolió. Yo pienso que sí van a haber aumentos en nafta muy pronto«, asegura.

Y agrega que ya tomó una medida luego de esa situación: «Tengo dos bidones de 20 litros, los compré a $ 11.000, ahora están a $ 27.000. O sea, la gente empezó a comprar bidones. Yo los tengo ahí, todavía no los usé. La nafta es vital, cualquier efecto repercute directo en el transporte, que es algo que usamos todos».

La privatización de YPF como medida del presidente electo puede implicar, según Silvia y Héctor, una reacción a corto plazo. Ellos viven en Barracas, a escasos metros de esta estación. Silvia comenta: «La vimos llena y aunque no sabemos si hay algún motivo, ante la duda nos sumamos».

«Yo estoy a favor de privatizar. El problema no es lo que va a hacer el Gobierno, sino lo que va a hacer YPF. Puede haber una reacción por los dichos de Milei. A mí no me preocupa el aumento, lo que me preocupa es que YPF tome medidas para no vender«, destaca Héctor.

Cruzar del Conurbano a la Ciudad para cargar nafta

La especulación de la fila –que se renueva constantemente, sin horario fijo– también la tienen algunos conductores que vinieron desde Avellaneda y localidades cercanas del Conurbano para cargar nafta aprovechando la diferencia de precios con la Ciudad. Ocurre que en los municipios bonaerenses, además del «costo de flete», hace años rigen las polémicas «tasas viales» que hacen que el combustible sea un 10% más caro a pocas cuadras del límite con CABA.

En el ACA de Palermo también se vieron filas para repostar. Foto Federico Lopez ClaroEn el ACA de Palermo también se vieron filas para repostar. Foto Federico Lopez Claro«Yo vengo hasta acá porque me queda cerca desde Avellaneda. Acá es más barata la nafta, pago como $ 50 menos, eso me lo ahorro por litro y saco una diferencia. Es obvio que van a haber aumentos en todo, y eso incluye el combustible. Por eso si cargo hoy al menos puedo andar una semana más», señala Laura durante la espera.

La fila, pese al avance de la tarde, no se detiene. Leandro, que también viene desde Avellaneda para cargar comenta que la situación de tensión de acá al 10 de diciembre –en medio de una transición difícil– no cesará, pero que el oficialismo «tiene que dar la cara».

«Lo que digo es que si aumentan los precios que se hagan cargo ellos. Que no le echen la culpa a Milei. Si tenés que devaluar, devaluá vos. Si tenés que aumentar el combustible, aumentalo vos. Ahora. No vamos a tener un año muy bueno, pero las cosas como son», concluye.

Naftas con aumentos de impuestos retrasados por las elecciones

El escenario se complejiza si se tiene en cuenta el atraso sobre los impuestos a la nafta y al gasoil respecto a la inflación en 2023. Subieron 80% promedio contra un IPC estimado en torno al 110% en los primeros diez meses del año.

La postergación del Gobierno hasta febrero de 2024 buscaba calmar las aguas en la previa al balotaje entre Milei y Sergio Massa. Ahora, que las urnas le dieron el triunfo al libertario, ¿el Gobierno continuará con su plan de transferir ese problema al sucesor?

Entre ambos lados persiste una tensión sobre quién pagará el costo del ajuste que se viene. Javier Milei pidió a Fernández y a Massa responsabilidad constitucional hasta el 10 de diciembre y que se hagan cargo de la situación económica. Entre esos, está el atraso del precio del combustible.

MG

Más Noticias

Noticias
Relacionadas

4 hábitos para conciliar el sueño y evitar el insomnio

27 de febrero de 202418:29Para algunas personas, dormirse después...

La amante trans de Cristian Castro contó toda la verdad de la infidelidad que causó la separación

Se terminó, así de repente. Todavía resuena...