El presidente Sergio Rapisarda se va y Vélez entró en un caos institucional


El club anunciará una licencia pero se trata de una renuncia. También se iría el vicepresidente Diego González, reclaman elecciones anticipadas y el plantel teme otro ataque de la barra.

La derrota ante Huracán por la última fecha del Torneo de la Liga Profesional de Fútbol desencadenó una sucesión de hechos en la vida institucional de Vélez. El domingo por la noche, la barra del club agredió a varios jugadores en la Villa Olímpica. y tras una áspera reunión de Comisión Directiva el lunes por la tarde, el presidente Sergio Rapisarda dio un paso al costado. Pero no será la única salida dirigencial. Además, hay jugadores que se quieren ir del club y no aseguran su presencia en el regreso a los entrenamientos el viernes.

Después de la reunión y hasta la noche del lunes no hubo comunicación oficial por parte del club, que lo haría el martes. Y aunque se anuncie que Rapisarda pidió licencia hasta el fin de su mandato, en noviembre, lo cierto es que se trata de una renuncia. También se estima que dejará su cargo Diego González, uno de los vicepresidentes, distanciado desde hace tiempo con Rapisarda, quien condicionó su alejamiento a la salida también de su vice primero.

Adrián Peláez, el vicepresidente segundo, quedaría a cargo del club. Aún es una incógnita si habrá elecciones anticipadas. El caos institucional que comenzó tras la reelección de Rapisarda, en abril de 2021, implosionó con la derrota de Huracán y la incómoda posición en la tabla.

Ya en abril de 2022 los hinchas de Vélez insultaron a Rapisarda en la puerta de Juan B. Justo y Álvarez Jonte.

Ya en abril de 2022 los hinchas de Vélez insultaron a Rapisarda en la puerta de Juan B. Justo y Álvarez Jonte.
Luego del partido disputado en Patricios el plantel de Vélez regresó en micro a la Villa Olímpica de Ituzaingó, donde la mayoría deja sus autos para luego regresar a sus hogares. Allí fueron sorprendidos por el grupo de violentos, que ingresó a la fuerza al lugar tras pelearse con el personal de seguridad, vandalizó vehículos y luego, cuando salían del predio sobre la calle Mansilla, interceptó y les pegó a los juveniles Gianluca Prestianni, Valentín Gómez, Santiago Castro, a Francisco Ortega y amenazó de muerte al defensor Leonardo Jara. A éste le dijeron “te voy a pegar dos tiros en las patas”. Antes le habían cruzado un auto, lo agarraron de la campera y le exigieron que se bajara de su vehículo.

No fue la primera vez que la barrabrava, liderada por Raulo desde enero de 2021, increpa y amenaza a los jugadores. Lo hicieron en marzo de ese año tras la derrota por 7-1 con Boca en el Amalfitani y en mayo de este año antes del partido con Rosario Central. Ese día interceptaron a Lautaro Gianetti, Lucas Janson, Lucas Pratto y se sumó Diego Godín. Solo Gianetti sigue en el club.

Adrián Peláez quedaría como presidnete de Vélez. Foto: Marcelo Carroll.

Adrián Peláez quedaría como presidnete de Vélez. Foto: Marcelo Carroll.
La noticia se conoció enseguida y el repudio a los hechos se multiplicaron. Por eso, durante la mañana del lunes, el club difundió un escueto comunicado oficial: “El Club Atlético Vélez Sarsfield lamenta y repudia enérgicamente la situación intimidatoria que han vivido anoche algunos futbolistas de nuestro primer equipo, en las inmediaciones de la Villa Olímpica. En Vélez Sarsfield, promovemos los valores del deporte, la integridad y el respeto a las personas bajo toda circunstancia. Todo acto de violencia debe ser condenado”.

“La seguridad y el bienestar de todas las personas involucradas en el Club son de suma importancia para nosotros. La institución se encuentra a disposición de la Justicia. Reiteramos nuestro apoyo a los jugadores del plantel profesional y el Cuerpo Técnico comandado por Sebastián Méndez. Saldremos adelante trabajando unidos, pero siempre con los valores que han distinguido históricamente a la familia velezana”, cerró.

La escasa información también tiene que ver con la crisis institucional. El jueves pasado renunció Mariela Romeo, quien estaba a cargo de la comunicación desde principios de año, y se hartó las disputar internas entre el áreas de Comunicación y la de Márketing. Incluso, el vicepresidente González había pedido su despido en una reunión de comisión directiva.

Por la tarde, hubo una autoconvocatoria de hinchas y socios en el hall del club para exigir (y luego celebrar) la salida del presidente Sergio Rapisarda, quien finalmente cedió ante los pedidos insistentes incluso de la oficialista Cruzada Renovadora. Hubo insultos para los jugadores y pedido de elecciones anticipadas. También incidentes cuando un grupo numeroso accedió al segundo piso, donde está la presidencia y habitualmente se reúne la Comisión Directiva, para exigir que algún responsable de la cara. En ese momento intervino la seguridad privada y la policía, volaron vallas y también gases lacrimógenos. 

Hace 15 días, la Inspección General de Justicia (IGJ) intimó a la Comisión Directiva a realizar una asamblea extraordinaria de representantes antes del 3 de agosto pero hasta ahora no hubo convocatoria. Lo hizo por un pedido de la agrupación opositora Primero Vélez, que lidera Augusto Costa, ex Secretario de Comercio, vice de Rapisarda hasta 2021 y actual Ministro de Trabajo bonaerense. El tema se reactivará.

El plantel tiene que regresar a los entrenamientos el viernes por la mañana, varios jugadores exigieron mayor seguridad y algunos están pensando en no presentarse. El ataque está generando un efecto boomerang, con una estampida de más dirigentes y también más jugadores. Un caos solo comparable con 1940, cuando se produjo el único descenso del club. Aunque en el camino no se vislumbra ningún José Amalfitani. 

Más Noticias

Noticias
Relacionadas

Facebook: cómo desbloquear a un contacto en mi cuenta

A pesar de la diversidad de redes sociales que...

Gran Hermano: la noche de amor de Furia con Francisco, el hijo de Darío

La casa de Gran Hermano (Telefe) se encuentra en...