zapatos-rojos-y-los-siete-enanos:-una-parodia-de-los-cuentos-de-hadas-con-gusto-a-pocoEspectáculos 

Zapatos rojos y los siete enanos: una parodia de los cuentos de hadas con gusto a poco


Zapatos rojos y los siete enanos: una parodia de los cuentos de hadas con gusto a poco

Zapatos rojos y los siete enanos (Red Shoes and the Seven Dwarfs, Corea del Sur, 2019). Dirección: Sung-ho Hong, Moo-Hyun Jang, Young Sik Uhm. Guion: Woong Sub Ahn, Woo Chul Jung, Chang Won Kim, Woo Suk Yang, Sung-ho Hong. Edición: Jessica Rojas Ambinder, Young Sik Uhm, Stan Webb. Música: Geoff Zanelli. Duración: 94 minutos. Distribuidora: BF Distribution. Calificación: ATP. Estreno en salas. Nuestra opinión: regular.

Cuando Shrek se estrenó, a comienzo de los años 2000, fue toda una sensación por la aparente irreverencia de su parodia. La burla a los cuentos de hadas, que eran la esencia de la factoría Disney, se convertía en la matriz de su humor sin nunca poder desprenderse de la pertenencia al mismo universo: las canciones, el romance, los chistes, todo aggiornado con cierta corrección política. De alguna manera la apuesta de Zapatos rojos y los siete enanos sigue en la misma estela, eso sí, veinte años después.

Lo que sostiene a la película es justamente lo que se amalgama a aquel objeto de la burla. La historia de Blancanieves, la magia de Merlín, la aventura de Dorothy en Oz. Sin embargo, todo lo que vemos se tiñe de esa canchereada que pretende ser subversión, delineada con chistes afirmados en la convicción de que ya no se puede creer en las fábulas. Y el eje en el romance entre Blancanieves y el frívolo Merlín vacía las identidades de esos personajes a los que moldea sobre el efectivo rigor de los finales esperados.

De alguna manera, y casi como paradoja, la malvada Regina y su perspicaz espejo son quienes se reservan cierto grado de inventiva y originalidad. Pareciera que esta producción surcoreana con el ojo puesto en Hollywood realiza allí su mejor exploración: son esos males contemporáneos sostenidos en la grotesca autoestima y el pedante narcisismo los que siguen sobreviviendo pese a las crisis de las fábulas y su mentado heroísmo.

Conforme a los criterios de

Más información

ADEMÁS

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Articulos relacionados