Murió Diego Maradona | El velatorio de Diego Maradona, en vivo: la despedida en la Casa Rosada

Familia, amigos, famosos, políticos e hinchas se congregaron en la casa de Gobierno para despedir al ídolo argentino.

Diego Maradona murió este miércoles al mediodía en su hogar, en un barrio privado de Tigre. Tras realizarle una autopsia, fue trasladado a la casa de sepelios de La Paternal y, en la madrugada del jueves, llegó a la Casa Rosada, donde se celebra su sepelio.

A las 6, se abrieron las puertas de la capilla ardiente montada en el interior de la Casa de Gobierno, en Balcarce 50, para que los hinchas pudieran ingresar. Minutos antes, se vivieron momentos de tensión: hubo corridas, empujones y forcejeos de fanáticos con la Policía.

Claudia Villafañe, Dalma y Gianinna Maradona fueron las que se pusieron al hombro todos los preparativos para despedir a Diego Maradona. Las “nenas”, como le decía él, y su exesposa llegaron al lugar a la medianoche para ultimar los detalles de este último adiós al ídolo, que sufrió una insuficiencia cardíaca aguda.

Claudia, Dalma, Gianinna y Jana -a quien reconoció en 2014, cuando tenía 18 años- recibieron el cuerpo y, pese a que gran parte de la familia ya se retiró, ellas permanecen en el lugar desde la 1 de este jueves. A Dalma se la pudo ver con una camiseta de Boca en la mano, a modo de homenaje hacia su padre.

La exmujer del Diez y sus dos hijas mayores llegaron al velorio y no dieron declaraciones.

Sus compañeros del mundial de México ’86 fueron de los primeros en llegar. Entre los jugadores de aquella histórica Selección estuvieron Oscar Ruggeri, Sergio Batista, Jorge Burruchaga, Ricardo Giusti, Oscar Garré y Carlos “Chino” Tapia. También participó de la despedida el mítico masajista del conjunto nacional, Víctor Galíndez.

Otra de las exparejas de Diego y mamá de su hijo menor, Verónica Ojeda, se hizo presente en Casa Rosada junto Dieguito Fernando. Se retiró cerca de las 4 de la mañana en medio de un llanto desconsolado. La mediática se había enterado de la muerte de su gran amor en diálogo con Jorge Rial, quien la alertó pidiéndole que llamara al exfutbolista porque algo raro estaba ocurriendo.

El Diez es despedido en Casa Rosada por su familia y luego por una multitud de personas.

Rocío Oliva, la última pareja de Maradona también se acercó para despedirlo pero no la dejaron pasar. Indignada, les recordó a todos que ellos se amaron mucho, y que solo quería darle un último beso para su descanso eterno. En diálogo con la prensa que hacía guardia en el lugar, deslizó que Claudia Villafañe no habría sido la responsable de que le impidieran pasar.

Horas antes, la deportista estuvo en Polémica en el bar y se la vio quebradísima. Ella había advertido que Maradona no estaba bien de salud y ofreció su colaboración para tratar de ayudarlo. “El 30 de octubre cuando lo vi, no lo vi bien, y me puse a disposición. Él no tenía que estar en su casa, tenía que estar internado”, se lamentó.

La expareja de El Diez dijo, angustiada: “Me dijeron que vuelva a las 7″.

A las 6 y una hora después de que se abrieran las puertas de Casa Rosada para la despedida a Diego Maradona se vivieron momentos de tensión entre hinchas y la Policía, a metros de la sede del Ejecutivo. Los fanáticos corrieron los vallados en Plaza de Mayo, empujaron para entrar y se enfrentaron con las fuerzas de seguridad, que montaron un enorme operativo. Una persona resultó herida.

Volvieron a producirse disturbios en Plaza de Mayo entre el público y los efectivos.

Noticia en desarrollo que está siendo actualizada.-

Articulos relacionados