Con mensaje optimista, Noah Mamet visitó Argentina: “Hay sectores donde ya se ven resultados”Tecnología 

Con mensaje optimista, Noah Mamet visitó Argentina: “Hay sectores donde ya se ven resultados”

Noah Mamet vive entre California y Buenos Aires. El trabajo de este ex embajador de Estados Unidos en la Argentina resulta dirigir y apoyar emprendimientos privados que tengan que ver con el país. “Le prometí al presidente Mauricio Macri que ayudaría a traer negocios e inversiones y que las compañías argentinas se expandan en EE.UU.”.

La semana pasada Mamet visitó la ciudad. Y paseó un mensaje optimista: pese a la recesión hay sectores con resultados económicos muy buenos tras años de inversión e, incluso, pronosticó que la actividad en general se recuperará. “Veo similitudes entre Argentina y Estados Unidos cuando Bill Clinton y Barack Obama tuvieron sus primeros mandatos: ambos heredaron un desastre total y la economía les jugó más a favor en el segundo mandato. Confía que a Macri, en caso de ser reelegido, le suceda lo mismo. Sin embargo admite que aún al país le falta para reconstruir una reputación que sirva para atraer más negocios. “Muchos desean ver el resultado de la elección”.

“Macri recreó confianza a nivel global pero para que Argentina reconstruya su reputación se necesita más tiempo”.

Mamet lee la prensa argentina a diario. “Fueron años duros, especialmente con la recesión, aún así hay sectores que muestran los resultados de las reformas y eso no se ve tan reflejado en los medios. El sábado se embarcó el primer envío de carne a la costa oeste de Estados Unidos en 20 años. La Argentina tiene una oportunidad de vender hasta 80 millones de bifes”.

Mirá también

El ex embajador se refiere a 500 kilos de lomo, ojo de bife y bife de chorizo que fueron a Los Angeles que, para Mamet, será el desencadenante de un proceso más largo. “Primero un impacto favorable para productores y trabajadores. Segundo la puesta en marcha de una tarea que empezó tres años y medio atrás cuando el Presidente Macri y yo firmando el acuerdo original. Tercero, los restaurants de carne y hoteles más importantes en Estados Unidos con los que estoy en contacto están ansiosos de contar con el famoso bife argentino. Reconstruimos la marca del bife argentino allá, en Estados Unidos existe la idea romántica de la Argentina, el tango y el Malbec”. Parte de la carga del sábado se comprometió a restaurantes como Boa y Esparga. La hizo el frigorífico Gorina, ubicado en La Plata. En septiembre, en Los Angeles, habrá un evento para promocionar esta carne donde habrá más restaurants y cocinará Francis Mallmann.

“Hubo tanto optimismo que se pensó que vendrían todas las inversiones y dólares alrededor del mundo. Pero así no funciona la realidad. La economía funciona con estabilidad y predictibilidad”.

Newsletters Clarín

Qué pasó hoy | Te contamos las noticias más importantes del día, y que pasará mañana cuando te levantes

De lunes a viernes por la tarde.

Recibir newsletter

La visita de Mamet coincide con la del secretario del Comercio de EE.UU., Wilbur Ross, quién pidió por reformas en el plano previsional y laboral. “Me mantengo al margen de comentarios oficiales y dejo que el embajador y el staff oficial de la Embajada hagan ese trabajo. Estoy en el sector privado, le he prometido al Presidente Mauricio Macri que no dejaría la Argentina, que regresaría y vivo part-time aquí en Puerto Madero”.

¿Qué otros sectores ve despegando?

“Amazon anunció el mes pasado que haría un ‘Edge Center’ en el país. El Gobierno trabajó intensamente para convencerlos de venir y lo hará con Amazon Web Services. Invertirá US$ 40 millones”. Muchas empresas estadounidenses buscan invertir en proyectos de tecnología, cuenta Mamet y cita el caso de Disney. “Yo mismo lo hecho con una plataforma llamada Carvi que tiene acuerdo con las empresas automotrices y desde el teléfono uno puede hallar el modelo de auto que quiera al precio más barato”.

Mamet menciona otros sectores. “Se habla mucho de Vaca Muerta pero, según mi opinión, la verdadera revolución está en la producción de energía renovable. En menos el 1% de la energía producida en el país venía de recursos renovables. Ese número llegará al 15% en uno o dos años, una transformación que ha sido fantástica. Además -continúa-, el turismo está explotando. American Airlines puso un vuelo directo Los Angeles-Buenos Aires también por primera vez en 20 años y United anunció uno Nueva York-Buenos Aires sin escalas. Los aviones están llenos y esperamos más rutas y frecuencias. Con el peso más barato el turismo ha aumentado desde EE.UU.. Eso mueve más los hoteles, restaurants y las compañías low cost, todas áreas donde se han hecho reformas en los últimos años”.

Cuando se le pregunta al ex embajador por qué el mandato de Macri no resultó como el que el Presidente había prometido recuerda que “yo estuve con Clinton y Obama, y ambos tuvieron que hacer políticas difíciles y no tuvieron mayoría en el Congreso. Pero la economía les empezó a funcionar en el segundo mandato. Veo una similitud con lo que pasó aquí: Macri tuvo que hacer un trabajo duro y tomar decisiones impopulares. En los próximos meses se verá la recuperación y Argentina crecerá a tasas altas”.

Mirá también

Mamet admite que Argentina sufre un problema más de fondo, una crisis de confianza y credibilidad como consecuencia de décadas de cambios y modificaciones en las reglas de juego. ¿Cómo se le dice a un inversor extranjero de invertir en un país con la reputación de Argentina? Recuerda el caso de JP Morgan Chase. “’’¿Estás loco? ¿invertir en Argentina? Todo lo que leo son malas noticias de la Argentina?’ le dijo Jamie Dimon, presidente del banco a nivel mundial, a Facundo Minujín, a cargo de la filial local, cuando Facundo le propuso de instalar un hub de servicios en Buenos Aires -cuenta Mamet-, pero tres aspectos de la Argentina convencieron a Dimon: un nivel de capital humano elevado, el país de la región con la mayor proporción de gente que habla inglés como segunda lengua y una hora de diferencia con la Costa Este. Se corrió la apuesta y salió bien. Pero es cierto que todavía falta. En Argentina se pensó que vendrían todas las inversiones y dólares del mundo pero así no funciona la realidad. Se necesita estabilidad y predictibilidad por un período largo de tiempo. Macri recreó confianza pero hace falta construir reputación por más tiempo. Por eso muchos están esperando el resultado de esta elección.

Articulos relacionados