Facundo Bagnis y Guido Andreozzi, los tenistas con espíritu amateur que quieren bañarse en oroDeportes 

Facundo Bagnis y Guido Andreozzi, los tenistas con espíritu amateur que quieren bañarse en oro

Ganar solo un partido en el Svijany Open, un challenger que esta semana se juega en Liberec (República Checa), les representaría embolsar el mismo dinero que el que obtienen por la beca a la Proyección panamericana: 15 mil pesos. Entonces, si los dos son profesionales ¿por qué Facundo Bagnis y Guido Andreozzi juegan al tenis amateur en Lima 2019? Se lo responderán a Clarín luego de vencer a los locales Sergio Galdos y Juan Pablo Varillas por 6-1 y 7-5, lo que les permitió alcanzar la final del dobles, que jugarán este sábado (no antes de las 18 de Argentina) ante los ecuatorianos Roberto Quiroz y Gonzalo Escobar.

Mirá también

Newsletters Clarín

Lo que tenés que saber hoy | Las noticias más importantes del día para leer en diez minutos

De lunes a viernes por la mañana.

Recibir newsletter

“Se elige porque es impagable. Ningún torneo del mundo, salvo un juego olímpico o la copa Davis, puede reemplazar esto. Al ser el deporte tan diferente todo el año el nuestro, en el que lo hacemos solos, nos alimenta mucho ver al resto de los deportistas y del modo en que encaran sus sueños. Ellos también se sorprenden un poco de nosotros. En la Villa nos tocó responderles por qué jugamos todos los días y cuándo traemos“, explica Bagnis, de 29 años y 156° de la ATP.

Andreozzi, que espera festejar el lunes sus 28 años con un oro, comparte: “Me encanta representar a Argentina. Lo que vivimos esta semana es algo único. No nos da puntos pero torneos en el año hay un montón. No es un sacrificio no ir a uno o dos”.

Mirá también

El tenis, históricamente, es de los deportes en los que Argentina logra más medallas: desde el primer Juego Panamericano, el de Buenos Aires en 1951, el país conquistó 15 oros, un registro que solo mejor Estados Unidos, con 26. En Lima se esperan tres medallas; una de ellas, dorada.

La presea no es lo único que se pone en juego en unos Panamericanos. También está la clasificación olímpica. Sin embargo, en caso de ser campeones, los cupos en Tokio serán utilizados por tenistas de mejor ranking disponibles al momento de la competencia. Desde Río 2016, igualmente, los JJ.OO no dan puntos ATP.

Es entendible que algunos no vengan porque al tenista le saca bastante: lo económico, el ranking, un torneo diferente en el calendario. Y ellos tienen la posibilidad de representar al país en una Copa Davis o en un Juego Olímpico. Bueno, a nosotros nos dan esta posibilidad y la disfrutamos un montón”, agrega Bagnis, campeón panamericano en singles hace cuatro años. Andreozzi, 110 del ranking, agrega: “Antes de venir ya sabíamos cómo eran las reglas. El cupo de cuatro tenistas argentinos nos saca chances. Pero así y todo nos encanta representar a Argentina y lo disfrutamos”.

Facundo Bagnis festeja con Guido Andreozzi el pase a la final en tenis. (Foto: Maxi Failla/Enviado especial).

Y vaya si lo disfrutan. Facundo, por caso, hasta lamenta no poder ver más deportes y desnuda una pasión en particular: “El plantel de básquet es una cosa de locos, ya por su tamaño. Lo de Scola es descomunal, que venga a un Juego Panamericano es un ejemplo para nosotros. Me crié con la Generación Dorada y ojalá los pueda ir a ver”.

Mirá también

Si bien los dos están clasificados en semifinales del cuadro de singles, ahora irán por el oro que se escapó en Toronto: “Cuando llegué acá tenía más el entusiasmo por el dobles que el singles porque me había quedado con la espina y vamos a ir por ese oro con Guido. Ojalá se nos dé”, se esperanza Facundo. Solo queda un paso y van por todo: en individuales, Bagnis se medirá con el brasileño Joao Menezes no antes de las 14 de nuestro país; a las 15, en tanto, Andreozzi chocará con el chileno Tomás Barrios. Juntos y separados, van por el pleno argentino en el tenis.

Lima, Perú. Enviada especial.

Articulos relacionados