Para quien tiene resto: ¿dónde invertir el aguinaldo?Economía 

Para quien tiene resto: ¿dónde invertir el aguinaldo?

por Mirta Fernandez

default Foto: CEDOC

En estos días se está cobrando el medio aguinaldo. Algunos lo destinarán a cancelar deudas o a comprar algún producto necesario en el hogar.

A la persona afortunada que le quedó algún puchito sin gastar ¿en qué le conviene invertir para sacarle el máximo jugo y ganarle a la inflación en un escenario de calma cambiaria pero también de incertidumbre electoral? La disyuntiva es ¿apostar al dólar que el viernes cerró en $ 43,70 –en junio bajó 5,2%– o ir al plazo fijo en pesos que, según el banco, por una colocación de hasta $ 100 mil a 30 días ofrece tasas de entre 40% y 55% anual?

Para orientar en este dilema a quienes no tienen tanto conocimiento financiero, PERFIL consultó a algunos asesores de inversión: Daniel Vicien, director comercial  de Fondos Comunes de Inversión (FCI) de Balanz Capital; a Portfolio Personal Inversiones (PPI); a Mariano Sardans, CEO de la gerenciadora de Patrimonios FDI; y Norberto Sosa, de Invertir en Bolsa.

Vicien y Sardans coincidieron en que la persona que vaya a requerir el dinero del aguinaldo en el corto plazo –de acá a dos meses– para algún gasto en pesos “no debería dolarizarse” por la diferencia de valor que cobran los bancos al momento de comprar y vender el billete verde, que es del 5%. “Con un dólar que se prevé estará planchado o se moverá poco hasta las PASO (11 de agosto), no sería una buena inversión porque le va a comer lo que pudiera haber subido el billete en ese lapso”, explicó Vicien, y aconsejó en ese caso “aprovechar las altas tasas en pesos”. El analista recomendó dolarizar “si hay una porción del aguinaldo que no gastará en lo inmediato”. Sardans acordó con ese consejo: “Hoy aconsejaría colocar en pesos porque la tasa supera la inflación” y opinó que “uno debería ir al dólar si quiere ahorrar a más largo plazo, mantenerla por lo menos un año”.

Pesos. Además del plazo fijo, los asesores sugieren para el ahorrista de perfil conservador ir a otros instrumentos, como los FCI, conocidos como money market que ofrecen liquidez inmediata. “En un escenario de incertidumbre electoral donde no se sabe cuánto puede durar la paz cambiaria, priorizaría la liquidez y poder salir si es necesario, en cambio, en un plazo fijo no te podés mover durante 30 días”, señaló Vicien. “Si el cliente se asusta por alguna razón, puede rescatar su dinero en el día o en 24 h”, coincidió Sosa. En PPI destacaron que “la ventaja es que aseguran una renta superior a una caja de ahorro, y en ocasiones a la de un plazo fijo, en el último mes rindieron en torno a 4%, con una tasa anualizada de referencia de entre 59-61%”. Estos FCI devengan tasa diariamente. Hay que tener en cuenta que es necesario abrir una cuenta comitente, por lo que los bancos o administradoras cobran una comisión.

Las letras capitalizables (Lecaps) que licita el Tesoro nacional a distintos plazos son una alternativa. En la última semana se licitaron dos: una a 77 días a 58,5% anual, y otra a 399 días a 61,03%. Sardans y en PPI incluyeron además en el menú a las Lecer, letras que ajustan el capital según el CER (ofrecen una cobertura ante la evolución de la inflación minorista) más una sobretasa que se determina en la licitación.

Dólares. En el caso de buscar dolarizarse, más allá de comprar el billete y dejarlo en una caja de ahorro que da muy poca rentabilidad o guardado en el colchón, otra opción es la Letra del Tesoro emitida en esa moneda con una TNA de entre 3% y 4,5% para las que amortizan antes de diciembre, y superior a 7% para los dos vencimientos que cruzan ese mes, la más larga emitida a la fecha es a fines de enero. Hay un cronograma de licitaciones.

La inflación de junio baja del 3%

La inflación de junio rondaría el 2,5%, según el último relevamiento de Elypsis. De concretarse, implicaría una desaceleración frente al 3,1% que fue la cifra oficial de mayo. El sondeo de Elypsis arrojó que en la semana del 17 al 23 de junio el costo de vida fue de 0,4%. Así,  la variación en cuatro semanas promedio se ubicó en 2,5% m/m, vs. 2,8% de la semana anterior”, y la inflación interanual alcanzó a 54,1%. En cuanto a la inflación núcleo (no computa subas estacionales ni de precios regulados), el promedio mensual quedó en 2,6%. Según la medición, el rubro Alimentos y Bebidas registró un aumento mensual de 2%. Dentro de esa canasta, se observó que el precio de la carne se aceleró en la última semana, y la variación mensual se ubicó en 0,7%. El próximo martes se publicará el Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM) que difunde mensualmente el Banco Central, con las nuevas proyecciones en materia de inflación, PBI, dólar y tasa en base a la estimación de los analistas privados que participan del sondeo que se realiza los tres últimos días hábiles del mes.


Lo más visto

Articulos relacionados