Para no ser pobre, una familia tipo necesitó casi $ 30.000Economía 

Para no ser pobre, una familia tipo necesitó casi $ 30.000

La canasta familiar de pobreza porteña de un matrimonio con 2 hijos, sin computar el alquiler, ya bordea los $ 30.000. Según la Dirección de Estadística y Censos de la Ciudad de Buenos Aires, el mes pasado una familia tipo (matrimonio y dos hijos) necesitó contar con más de $ 29.304,12 para no ser pobre. Es un 57.6% o $ 10.706,96 más que un año atrás.

En tanto, la canasta familiar de indigencia aumentó mucho más, 61,1% ya que en un año subió de $ 8.914,92 a $ 14.365,68.

Newsletters Clarín

Qué pasó hoy | Te contamos las noticias más importantes del día, y que pasará mañana cuando te levantes

De Lunes a viernes por la tarde.

Recibir newsletter

Así la inflación de los pobres y de los indigentes fue superior al l promedio que, para la Dirección porteña, fue del 53,4%. En consecuencia la inflación “de los pobres” resultó 4,2 puntos más alta y la inflación “de indigencia” 7,7 puntos porcentuales más.

Esto pasó porque los precios de los alimentos que componen la canasta básica de consumo que define la línea de indigencia aumentaron más que el promedio.

Los mayores aumentos en alimentos fueron:

Pan y cereales 66,4 %

Carnes y derivados 69,4 %

Pescados y mariscos 71,9 %

Aceites y grasas 69,4 %

Leche, productos lácteos y huevos 71,7 %

Además, para la Dirección porteña para que una familia tipo no sea considerada pobre ni atraviese una situación de “vulnerabilidad” necesitaba en abril pasado contar con ingresos superiores a los $ 36.765,50.

En promedio, los trabajadores registrados perciben $ 30.000 de sueldo neto, luego de los descuentos de jubilación y salud.

De aquí se desprende que un trabajador-jefe de familia que se desempeña “en blanco” puede ser pobre o “vulnerable”.

Articulos relacionados