Si Francisco no viene, las víctimas argentinas de curas pedófilos viajarán al VaticanoSociedad 

Si Francisco no viene, las víctimas argentinas de curas pedófilos viajarán al Vaticano

Decididos a conseguir que el Papa los reciba, un grupo de sobrevivientes de abuso sexual por parte de religiosos se presentarán en la Santa Sede. Se manifestaron en Mendoza y en La Plata.

Las víctimas quieren que Bergoglio aclare su rol en los casos de curas pedofilos argentinos.

Después de que el Papa Francisco comunicara a los obispos argentinos que no viajará al país, organizaciones de víctimas de abuso sexual por parte de sacerdotes decidieron enviar una delegación a Roma. El grupo estará encabezado por exalumnos del Instituto Próvolo de Mendoza y de La Plata, y la organización estará a cargo de una nueva asociación, Iglesias sin Abusos.

Los viajeros le pedirán al embajador argentino en el Vaticano Rogelio Pfirter que organice la reunión, para lo que le enviarán una carta. Tienen la intención de informarle al Papa sobre el estado de la crisis de abuso clerical en la Argentina, sus experiencias con los obispos y los funcionarios eclesiásticos y su preocupación por la impunidad, el encubrimiento y la obstrucción de la justicia civil por parte de la Iglesia.

En Mendoza, los sobrevivientes se manifestaron frente al Arzobispado.

Las víctimas también quieren hablar con el Santo Padre acerca de su propio rol en casos de abuso sexual por parte de curas mientras fue obispo, arzobispo y cardenal en la Argentina y desde que se convirtió en Papa. Además, le pedirán una razón de su negativa a reunirse con víctimas de abuso argentinas, mientras que accedió a entrevistarse con sobrevivientes de otros países y proclamó “una guerra contra el flagelo del abuso” y “tolerancia cero”.

Los sobrevivientes de abuso sexual de Mendoza y los representantes de dos organizaciones internacionales, Ending Clergy Abuse (Fin al abuso del Clero) y Bishop Accountability (Responsabilidad de los obipos), que se encuentran en la Argentina, se manifestaron conjuntamente la semana pasada en Buenos Aires. Ayer, lo hicieron frente al arzobispado de de Mendoza y hoy en La Plata, otra ciudad sede del colegio para chicos sordos, donde se registraron actos aberrantes contra los menores con discapacidad.

Articulos relacionados