El PRO busca alejar al Gobierno de las derrotas en las provinciasPolítica 

El PRO busca alejar al Gobierno de las derrotas en las provincias

Fue una primera foto. Pero habrá más. Más aún: será un ámbito de discusión de nombres para las listas, iniciativas de campaña y también de estrategia política. La mueblería del PRO parió esta semana una nueva mesa: la de los “12” que animan el jefe de Gabinete, Marcos Peña; la gobernadora María Eugenia Vidal; el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta; y el ministro del Interior, Rogelio Frigerio.


Aunque el primer encuentro fue apenas un aperitivo y sirvió para mostrar la foto de los 12, en quince días se volverán a juntar para avanzar en cuestiones concretas, desde la relación con la UCR y la Coalición Cívica, la apertura –o no– a un sector del PJ o las listas locales y nacionales.


La idea central de “la mesa de los 12” fue, en primer lugar, “consolidar la candidatura de Mauricio Macri para desterrar el Plan V (Vidal) o cualquier otra candidatura a presidenta”, según explicó a PERFIL uno de los integrantes.


En segundo lugar, en concreto es una ampliación de una mesa que ya venía trabajando tímidamente con ocho de esos miembros en las oficinas del PRO en la calle Balcarce.


En este contexto, el piso 20 del departamento del ministro de Seguridad bonaerense, Cristian Ritondo, en Palermo, fue el escenario para la imagen que buscó desterrar las fuertes versiones, en especial dentro del círculo rojo de empresarios y dirigentes políticos, de que Macri podía declinar su candidatura a presidente por su ostensible baja en las encuestas.


Por ello en la cena del lunes Peña se mostró más cordial que nunca y con un realismo –sin el optimismo desbordante que lo caracteriza– que sorprendió al resto. “No estamos bien, tenemos que transmitir mejor. Aunque la campaña no empezó y el único que se subió al ring es Mauricio”, les dijo el jefe de Gabinete.


En ese momento, Vidal aprovechó para reiterar, casi de manera sobreactuada, su apoyo “incondicional” a Macri y su falta de voluntad de ser el plan V presidencial de Cambiemos. No dijo nada nuevo: afirmó que era momento de apoyar al jefe de Estado en esta coyuntura “difícil”.


Todos coincidieron en que la cena fue “amena”. En “la mesa de los 12” hubo dos que sumó Vidal: el intendente de Vicente López, Jorge Macri, y el ministro de Gobierno bonaerense, Joaquín de la Torre.


Además de ellos, participan el jefe de Gabinete bonaerense, Federico Salvai; el secretario general de la Presidencia, Fernando de Andreis; el vicejefe Diego Santilli; el viceministro del Interior, Sebastián García de Luca; y el secretario del PRO, Francisco Quintana.


“La foto era clave. Ahora queremos que por acá pasen las definiciones estratégicas”, agrega uno de los miembros.


Una de las cuestiones que surgió fue que se viene dando un proceso de continuidad de los oficialismos en las provincias, incluidas las de Cambiemos. Por ello, por ahora no se avanzará en el desembarco masivo de funcionarios, ministros y hasta el propio Macri en los distritos. Es probable, adelantan, que en unas semanas haya una coordinación de “bajadas” pero no masivas.


La cena de carne, ensalada y papas lo tuvo a Quintana como el primero en llegar y a De la Torre como el segundo. No se conocían personalmente y los tuvo que presentar el dueño de casa. El ministro de Gobierno bonaerense estuvo prácticamente callado, tuvo poca participación y se fue temprano con su camisa intacta.


Se perdió el after de los peronistas: Ritondo, Salvai, Frigerio y García de Luca se quedaron un rato más después de la cena, distendidos. A uno de ellos se le ocurrió que era momento de una foto peronista con la “V”. Santilli se asustó: “Van a publicar la foto conmigo haciendo la V y después me matan”. Se excusó y se retiró de la imagen que nunca fue viralizada.n

Articulos relacionados