Las naftas aumentaron entre 4% y 6%Economía 

Las naftas aumentaron entre 4% y 6%

Las cuatro mayores cadenas de estaciones de servicio aplicaron este martes aumentos de entre 4% y 6%. YPF, que habitualmente es tomada como la referencia, por su alta participación de mercado, esta vez siguió los pasos de Axion.

El litro de nafta súper quedó a $ 42,01 en la Ciudad de Buenos Aires y el Conurbano, mientras que la “premium” (por ejemplo, Infinia, de YPF) se ubicó en $ 48,47. El diesel se ubicó en $ 39,65 y el diesel “premium”, a $ 46,40. Esos son los precios de YPF, que son los más bajos del mercado.

Mirá también

Newsletters Clarín

Qué pasó hoy | Te contamos las noticias más importantes del día, y que pasará mañana cuando te levantes

De Lunes a viernes por la tarde.

Recibir newsletter

La secuencia de aumentos arrancó con Axion (desde la medianoche), con un 6%, y la siguió YPF, que remarcó entre 3,9% y 4,5% desde las 7 de la mañana. Durante el día, Shell (operada por Raizen) se encareció un 4,3%, mientras que Puma Energy -que está cuarta en participación de mercado- realizó un traslado del 6%.

Los precios del Conurbano y el Interior siempre son más elevados que en Buenos Aires, salvo en la Patagonia, donde los combustibles están exentos de algunos impuestos.

Los aumentos, justificaron en las firmas, son para reflejar el incremento de costos por el precio del petróleo crudo y el impacto de la devaluación.

En las estaciones Axion, el litro de nafta súper quedó a $ 43,39, mientras que la “premium” se marcó en $ 50,30. El gasoil común se vende a $ 41,28 y el de mayor calidad a 47,91.

Puma, en la Ciudad fijó $ 43,33 para la súper, $ 49,70 para la “maxpremium”. El gasoil se despacha a $ 41,14 y el de otro octanaje, a $ 47,30.

Mirá también

Shell estableció $ 42,98 para la súper y $ 49,54 para la “V Power”. El gasoil a $ 41,51 y el “premium” a $ 47,89.

Este lunes, la que había hecho punta había sido Axion, pese a que esta petrolera suele esperar las decisiones de YPF, pero esta vez se desmarcó. E incluso se especulaba con que la empresa de mayoría estatal podría demorar la suba porque el Banco Central logró frenar el alza del dólar por unos días. En el Gobierno habían sugerido que antes de aumentar, se evalúe el comportamiento del tipo de cambio. Pero finalmente este martes se decidió el aumento.

Las refinadoras de combustibles se dividen entre las que tienen producción y refinación -como YPF y Pan American Energy- y las que solo se dedican a la actividad en las estaciones de servicio. Este segundo grupo tiene que comprar petróleo y decía estar más urgido de aplicar un aumento. En esta categoría entran Raizen (que maneja la marca Shell), Puma -que ya está cuarta en participación de mercado-, Dapsa y Gulf.

Las “integradas” como YPF y PAE poseen más espalda. Tienen negocios de producción y exploración, además de refinación. YPF es el líder del mercado –más de 55% de participación- y sus decisiones son seguidas por el resto de la industria. Pero Axion decidió avanzar por su cuenta y desde las 00.00 del martes ya cobrará un 6% más por sus combustibles.

Las marcas que no poseen producción “propia” ya estaban decididas a realizar un aumento. Y si fuera por ellas, la remarcación rondaría el 10%. En abril, Raizen (que posee Shell) subió un 9%, una cifra que quedó exagerada frente al aumento de 4,5% de YPF. Ahora, fueron con un 4,3%.

Mirá también

Lejos del 9%-10% que buscaban los que solo refinan, las “integradas”, evaluaban un aumento de entre 3% y 5%, como informó Clarín el sábado.  

Articulos relacionados