Enfrentado con Cornejo, el Partido Demócrata deja la coalición gobernante en MendozaPolítica 

Enfrentado con Cornejo, el Partido Demócrata deja la coalición gobernante en Mendoza

El gobernador de Mendoza y presidente de la UCR nacional, Alfredo Cornejo, vive en su provincia un cisma con el conservador Partido Demócrata, uno de sus aliados, aquejado por la poca participación que tiene en su gobierno.

El planteo de la dirigencia del PD es similar a la que los radicales le hacen al PRO del presidente Mauricio Macri: “Estamos marginados de las decisiones y los cargos”, dicen. Los demócratas, que hasta una década ocuparon segundos y terceros puestos en elecciones provinciales, deben conformarse ahora con un sexto lugar en las listas de candidatos que les ofrece Cornejo en su armado de Cambia Mendoza, la coalición gobernante en la provincia del vino.

Cansados de quedar marginados en las decisiones de gobierno y en los puestos, el presidente del PD, Marcos Niven, anunció la semana pasada que rompía con Cornejo y que iban a presentarse con candidatos propios en los cuatro municipios que desdoblan sus elecciones: San Martín, San Rafael, Lavalle y Tunuyán.

Mirá también

Newsletters Clarín

Lo que tenés que saber hoy | Las noticias más importantes del día para leer en diez minutos

De lunes a viernes por la mañana.

Recibir newsletter

Este miércoles, una parte pequeña del PD, la que integran los pocos dirigentes que sí participan de la gestión de Cornejo, han decidido renunciar al tradicional partido y anunciaron la conformación del Distrito Mendoza del Partido Demócrata Progresista (PDP), integrante de Cambiemos.

“Hemos recibido el aval formal del PDP Nacional para el armado de la junta constitutiva del Distrito Mendoza del partido fundado por Lisandro de la Torre”, anunció Diego Arenas, uno de los que abandona el PD tradicional junto a Josefina Canale (presidenta de Juegos y Casinos), Oscar Sagas (subsecretario de Salud) y Richard Battagión ( responsable de Aguas y Saneamiento de Mendoza).

Mirá también

Los cortocircuitos entre los dirigentes “gansos”, como se llama en la jerga política a los demócratas, viene desde 2015. Se materializó con la oposición a algunas leyes que pretendía aprobar Cornejo, como la ampliación de la Corte provincial de 7 a 9 jueces y que quedó frenada por falta de adhesiones de la oposición y alguno de sus aliados.

“Aunque la decisión se venía macerando desde hace tiempo, ahora resultó inevitable ante la salida del PD del frente gobernante”, explicó Arenas. El nuevo partido al que se suman los demócratas que están con Cornejo es presidido a nivel nacional por Ana Copes, funcionaria de Cambiemos como Coordinadora del Comité contra la Trata y Explotación de Personas.

Articulos relacionados